Claves para ser un abogado moderno

Claves para ser un abogado moderno

Viernes, setiembre 21, 2018

#historiasUCU

Tomás Gurméndez es graduado de Abogacía y se desempeña como socio en el área de Derecho Corporativo y Bancario del estudio Posadas, Posadas & Vecino

Socio del estudio Posadas, Posadas & Vecino desde 2014, desde 2009 Tomás Gurméndez trabaja allí como abogado corporativo. Para él una de las claves para hacer bien su trabajo pasa por “estar muy metido en la cocina de los negocios que asesoramos, no solamente como asesor externo y ajeno a la vida la empresa, sino entender el negocio y la estrategia de las empresas a las que uno asesora”. Así debe ser el “abogado moderno”, agregó.




En este sentido, destacó que hoy en día los clientes están acostumbrados a un estándar de servicios muy alto: “son muy exigentes y realmente esperan que uno comprenda el negocio, y para eso hay que estudiar y hay que aprender de economía, de ingeniería, de negocios en general. Y creo que esa es la parte interesante del abogado de empresas de hoy”.


Tomás es el primer abogado en su familia, su interés por el Derecho surge gracias a la inspiración que le trasmitió un profesor de Introducción al Derecho en preparatorios.

En 1997 comenzó la carrera en la UCU, cuya propuesta académica le resultaba “muy atractiva, tanto el programa como los profesores”. Durante sus años como estudiante, su especial interés por las materias vinculadas con el Derecho Privado y el Derecho Comercial, ya marcaba su futuro camino profesional.

En el 2001 obtuvo su título de Abogado y ahora, luego de más de 17 años de ejercicio profesional, considera que “el graduado de Abogacía de la UCU se caracteriza por una formación técnica muy sólida, el programa académico me parece muy bueno y el nivel de docentes es excepcional”. Asimismo, destacó que, desde el punto de vista personal, “los graduados están muy predispuestos hacia un ejercicio de la profesión aggiornado, moderno y acorde con el mundo que vivimos hoy. Hay una combinación de formación académica con apertura intelectual y mental que es típico de la Católica”.

Para Tomás, la escuela y el pensamiento jesuita “se caracterizan por tener facultades de Derecho de primer nivel mundial, son formadoras de verdaderas personas y profesionales, que no apuntan solamente a la parte académica sino a formar personas íntegras, con gran sentido de la justicia y proyectadas al mundo. Y la UCU no es la excepción”.

Posteriormente realizó una Maestría en Derecho Corporativo en Estados Unidos porque “el Derecho es muy cambiante y solamente con la base que adquirís en la Facultad no es suficiente, es un tema de permanente estudio y actualización”. Desde su experiencia, los estudios de postgrado en el exterior son altamente recomendables para cualquier profesional joven, “para mí fue excepcional y determinante para mi carrera profesional y personal”.

Foto: Francisco Servian

Facultad:

Facultad por Defecto:

Events Calendar